De un tiempo atrás hasta ahora, es común escuchar la palabra neuromarketing pero… ¿Qué es? ¿Para qué sirve?

El neuromárketing es la técnica que busca adentrarse en la mente del consumidor. Su objetivo principal es conocer y comprender los niveles de atención que muestran las personas a diferentes estímulos y aplicar estos conocimientos al ámbito del consumo.

Tener esta información a nuestro alcance, nos permite crear planes estratégicos centrados en los gustos y las necesidades del cliente.

En el campo de la formación y el coaching, vamos un paso más allá y explicamos a nuestros alumnos, varias de las claves del neuromárketing para que puedan aplicarlo a su trabajo y consigan “emocionar” o llegar hasta el consumidor.

Estos son los 4 puntos clave imprescindibles para llegar a los clientes:

 

1.GENERAR SENTIMIENTO DE CERCANÍA

No te centres en el producto como tal y habla del servicio o los beneficios que le va a aportar este.

2.HUMANIZA TU MARCA

Es de vital importancia dotar a la empresa de la capacidad de sentir y mostrar estos sentimientos. Ser frío y distante solo aleja a los compradores

3.DIFERÉNCIATE PARA TENER ÉXITO

Utilizando los dos anteriores, seremos capaces de destacar de una forma diferente y daremos personalidad al producto.

4.ACTUTUD POSITIVA

La clave para mejorar es sin duda la empatía. Ponerse en el lugar del otro y comprender qué necesita, dos dará la opción de escoger el mejor producto para sus necesidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *